Jump to Main ContentJump to Primary Navigation
Campeonato Mundial

Son robots: SKT vs ROX

Dos colosos se enfrentan. Todo está listo para disfrutar de un nivel de juego extremadamente alto. Estamos ante una eliminatoria en la que hasta el más mínimo instante puede cambiar la partida, la carrera, y la vida de cualquiera de estas diez estrellas.

Dos años siendo los mejores del mundo

El éxodo coreano tras la victoria de Samsung White en el Campeonato Mundial 2014 cambió todo. De entre las numerosas disoluciones de los equipos surgió uno nuevo sin demasiada esperanza: Huya—después GE, más tarde KOO y hoy en día ROX— Tigers. Mientras que, tras la restricción de un equipo por club, SK Telecom T1 fusionó sus dos secciones dando lugar a un equipo llamado a ser la esperanza coreana.

A pesar de las diferentes expectativas, bastaron dos meses para que ambos se convirtieran en referentes a nivel mundial y comenzara su rivalidad marcada por el dominio de los de Lee “Faker” Sang-hyeok en las finales. Durante 2015, ROX solo pudo ver como SKT se convertía en su némesis alzando los trofeos que ellos se quedaban a un paso de levantar, incluyendo la Copa del Invocador. Este año y tras cambios en ambas alineaciones, se repitió la historia en primavera.

En verano tampoco consiguieron ganar durante la fase regular, pero un tercer invitado se unió a la fiesta: KT Rolster. Con ROX esperando en la final, fue KT el encargado de acabar con la hegemonía de SKT en una de las mejores series de cinco partidas vistas en todo el año. A la semana siguiente, y con otra serie épica, ROX Tigers se alzó por fin campeón de la LCK. Aunque sin vencer a SK Telecom T1 en el proceso.

Ahora ha llegado el momento de la verdad para esta rivalidad. Un ROX Tigers campeón tiene su quizás última bala para cambiar la historia. SK Telecom T1 querrá hacer la suya más grande y conseguir la oportunidad de luchar por el segundo Campeonato Mundial consecutivo y tercero en total. El día de hoy puede marcar un antes y un después.  

SKT

Duke y Wolf son dos estrellas, aun así secundarios en la alineación de SKT

El tigre y la tortuga

El estilo de juego de ambos equipos es diferente y muy marcado. ROX Tigers hace honor a su nombre y muestra su fuerza a través de un valiente descaro en todas las partes del mapa. SK Telecom T1 por su parte es la tortuga paciente y astuta, capaz de castigar errores mejor que nadie y obteniendo el control de la partida a través de movimientos precisos y controlados. Ambos estilos de juego se han podido ver durante este Campeonato Mundial.

ROX Tigers posee distintas amenazas ya desde las selecciones de campeón. Dado el metajuego actual hay que tener en cuenta que la fase de líneas importa y mucho, igual que la presión que pueda ejercer el jungla. Han "Peanut" Wang-ho es objeto de bloqueos de los rivales y aun así consigue ser importante, 7 de los 12 bloqueos que hizo EDward Gaming fueron campeones de la jungla. Lee "Kuro" Seo-haeng demostró poseer un Aurelion Sol bloqueable además de su siempre potente Viktor que se une a otras elecciones de confort como el Kennen de Song "Smeb" Kyung-ho campeones tan fuertes del metajuego como Zyra, Syndra y Karma. Enfocar una partida contra ROX Tigers es uno de los trabajos más duros para cualqueir equipo hoy en día.

Todos en ROX Tigers pueden decidir una partida. O podían contra sus anteriores rivales dada la diferencia de nivel entre los semifinalistas y el resto. SK Telecom T1 es otro cantar, el campeón del mundo se centra más en el control, sobre todo cuando tiene una partida desfavorable. Se pudo ver en las partidas contra Royal Never Give Up o KT Rolster, incluso repasando la trayectoria de SKT este año. Ejercen mucha y muy buena presión en los sitios idóneos del mapa para que los protagonistas de las peleas grupales puedan recuperarse, incluso forzando a sus rivales a cometer errores que luego castigarán. Es muy difícil ganarle una partida a SKT, conseguir una serie al mejor de cinco es entrar en la historia. 

Faker

Peanut afronta su cuarta serie al mejor de cinco. Faker lleva 35 y sólo ha perdido 2 en los últimos años.

Efecto Peanut

El rol de la jungla puede decidir la eliminatoria de un lado o del otro. Ya lo hizo en la final del Split de primavera de la LCK cuando Kang "Blank" Sun-gu pasó por encima de Peanut sin despeinarse. La duda sobre qué jungla alinear en SKT ha quedado bastante disipada. En una eliminatoria en la que las líneas no van a tener garantizado que van a dominar y con un alto número de campeones del rol bloqueados, poner a Bae "Bengi" Seong-woong resulta muy arriesgado. Blank demostró ser un gran cambio respecto al veterano jungla. Y con un mayor control en las líneas además generó muchas muertes para su equipo. Peanut fue el jungla con más asesinatos de cuartos de final, pero Blank asistió más que nadie y dobló en A/M/A al jungla de ROX.

Peanut es la revelación del torneo. A pesar de realizar una temporada excepcional, ha pasado de tener poca exposición durante el año a ser el centro de las miradas en el Campeonato Mundial. Pero Peanut sigue dejando muchas dudas respecto a cómo pueda rendir contra SK Telecom T1. Porque una cosa es ganar una eliminatoria trámite y otra es el peso de la historia sobre tus hombros. En partida, el jungla coreano puede ser decisivo como hemos podido observar durante el torneo consiguiendo asesinatos y llevando las riendas del equipo en la fase temprana de la partida, tarea pendiente a mejorar de ROX en el torneo, o pasar desapercibido. Esa incógnita marcará la eliminatoria hacia un lado u otro.

Peanut

Si continúa en forma y ROX Tigers sigue consiguiendo victorias, Peanut es uno de los favoritos para hacerse con el galardón de mejor jugador del torneo.

Marcando épocas: El genio y el crack

La jungla resulta muy importante en el juego de ambos equipos y su enfrentamiento, no existe ninguna duda. Pero llegados a un punto en el que la igualdad es máxima y el nivel se compara con equipos en la historia más que en la actualidad, surgen pequeños milagros. Pueden nacer de suerte, habilidad o siemplemente aprovechar el fallo del enemigo para realizar una jugada que marque una carrera. Luego será mirado todo con lupa y analizado al instante, pero la primera impresión de ver algo fuera de lo común se queda grabada en la retina de miles de personas.

Smeb y Faker son dos jugadores que protagonizan ese tipo de jugadas. Da igual que sea un error de un Aplastar no óptimo o simplemente algo fuera de lo común en un duelo de asesinos, el nivel y la intensidad con la que se juega llegados a este punto genera errores y momentos que recordaremos durante años. No han sido los mejores jugadores de sus respectivos equipos, tampoco les ha hecho falta serlo, pero a la hora de jugarse todo con su máximo rival, todos los ojos estarán encima de estos dos prodigios. Quien sabe, puede que la noche del 21 al 22 de octubre quede grabada en la historia del Campeonato Mundial.