Jump to Main ContentJump to Primary Navigation
LEC

Vitality inspiró a Europa, pero ¿derrotará a G2?

Vitality ha tenido un mal comienzo en el split de verano del que tiene recuperarse. ¿Será este el momento de hacerlo?

Puede que Team Vitality haya inspirado a Europa durante el Campeonato Mundial del año pasado, pero ahora mismo están pasándolo mal para encontrar su lugar. No hay ningún tipo de presión sobre G2, pero las cosas podrían dar un vuelco inesperado.

«Sed fieles a vosotros mismos. No vayáis detrás de nadie. No intentéis imitar a nadie. Confiad en vosotros mismos, no os pongáis límites. ¡Jugad este torneo pensando que podéis ganarlo todo, j***r! Esa es la mentalidad que necesitáis para tener éxito, porque cualquier cosa es posible si lo creéis, si jugáis seguros de vosotros mismos y sois fieles a quienes sois. Hacedlo por Europa y por mí, por favor».

Esa fue la súplica de un Jakob «YamatoCannon» Mebdi emocionado, a quien le temblaban las piernas después de que los jugadores de Team Vitality perdieran en la fase eliminatoria su puesto en el Campeonato Mundial el año pasado.

Tres de esos jugadores se enfrentaban a su primera temporada profesional. En un año, Daniele «Jiizuke» di Mauro, Amadeu «Attila» Carvalho y Jakub «Jactroll» Skurzyński han pasado de competir en una final regional española a arrebatar victorias a los Campeones del mundial de aquel momento, Gen.G, y a los favoritos del torneo, Royal Never Give Up (RNG).

Vitality se vio en una situación totalmente inesperada. De hecho, casi nadie creía que un equipo europeo pudiera verse envuelto en una algo así. Los heroicos actos de Vitality fueron el rayo de esperanza que iluminó el camino de Europa hacia la gloria internacional.

El consejo de YamatoCannon fue que jugaran a su manera y creyeran que podían vencer a cualquiera, cosa que G2 se tomó al pie de la letra en el MSI de este año. Los campeones de la LEC arrasaron Taipéi en la semifinal y en la final del campeonato con un estilo agresivo y con unas elecciones de campeones bastante inesperadas, como Pyke en la calle superior.

YamatoCannon y Vitality inspiraron a Europa para conquistar el mundo, pero también crearon a un monstruo. Parece que nadie en Europa puede parar a G2, pero sabemos que Vitality se ha enfrentado a cosas aún peores.

No hay vacaciones para G2

G2 Esports Week 1 Summer

Como era de esperar, G2 volvió de la LEC con una semana 2-0.

Después de varios meses ocupados practicando y jugando en el MSI, se le podría haber perdonado a G2 el tomarse tomarse las cosas con calma al principio del split. Pero la realidad es que el equipo parece que ha llegado a la conclusión de que la mejor manera de conservar las energías es acabando las partidas lo más rápido posible.

G2 derrotó a Team Liquid en la final más rápida de la historia del MSI y se las ha arreglado para seguir con el mismo ritmo durante el split de verano de la LEC, venciendo a Splyce en 23 minutos. Es una manera de contrarrestar una composición de equipo favorable en fases avanzadas del juego.

Sin embargo, la partida posterior no fue tan fluida, pues Origen había estado meses esperando poder vengarse después de su derrota en la final de primavera. Era una lucha de pesos pesados, dos equipos con tiradores buscando el momento oportuno para dar el golpe de gracia.

Patrik «Patrik» Jiru lo hizo genial jugando con Ezreal, y demostró que una actuación individual impecable puede dejar fuera de juego a G2. Aun así, Luka «Perkz» Perkovic también estaba en forma y mostró su creatividad utilizando Teleportar detrás de Jonas «Kold» Andersen, que dejó al jungla desconcertado.

Se ha hablado mucho sobre lo bueno que es Perkz como tirador, y la verdad es que, si tuviese unas cuantas actuaciones similares a la que tuvo contra Origen, a la gente no le quedaría más remedio que incluirlo entre los mejores de Europa, si es que no lo han hecho ya.

Creer es crucial

Vitality Week 1 Summer

Vitality se encuentra en una situación difícil, pero nunca dejará de luchar.

En ese mismo discurso del Mundial, YamatoCannon declaró que la duda es lo que alimenta al equipo: la fuerza necesaria para superar la incertidumbre es la razón por la que todos sus jugadores han sido capaces de llegar tan lejos como han llegado. Para ellos, G2 es tan solo un obstáculo que superar.

Mientras que los campeones actuales encabezan la tabla semana tras semana, Vitality sigue anclado al fondo de la clasificación después de un comienzo difícil, al perder contra Origen y Splyce.

Aunque estos dos equipazos no son moco de pavo, no se puede evitar pensar que Vitality podría haber dado más de sí. El equipo pasó parte de la pretemporada en China entrenando con RNG, cosa que ilusionó a los seguidores, quienes esperaban que el equipo regresaría del continente asiático con un estilo más frenético y agresivo del que nos tiene acostumbrados.

El meta de League of Legends favorece los combates frecuentes, lo que ha beneficiado tanto a Vitality como a G2. Aún así, sin la seguridad impredecible e implacable de la que Vitality hizo alarde la última temporada, ese estilo de juego no les ha dado los mismos frutos que antaño.

Vitality tendrá que combatir el fuego con más fuego: algo especial que le dé a G2 de su propia medicina. Gran parte de esa responsabilidad recaerá sobre los hombros de un potro italiano que deberá vérselas con Rasmus «Caps» Winther.

Jiizuke no pudo ser el novato del split de 2018, el midlaner se perdió algunos partidos de esta temporada debido a problemas de salud, así que le faltaron jugadas que lo hicieran merecedor del título.

Sin embargo, Jiizuke no ha perdido su bravuconería, como ya apreciamos cuando hizo una incursión bajo torre a varios miembros de Splyce la semana pasada. Aunque la jugada no le saliera como esperaba, es crucial que Jiizuke siga teniendo una actitud proactiva y valiente. Caps es un jugador sensacional y todos hemos visto que a veces se excede. Le pasó durante la jornada de apertura, fue asesinado en un 1 vs. 1 por Marek «Humanoid» Brazda.

Si Jiizuke puede castigar a Caps en la fase de líneas, podrá ayudar a Vitality a sentar las bases de la partida y, con un poco de suerte, sacar la ventaja que les lleve a la victoria. Si tanto él como Lucas «Cabochard» Simon-Meslet pueden ganar sus líneas, Vitality podrá enfrentarse a G2 y, quizá, arrebatarle la victoria que les vuelva a colocar en un buen lugar esta temporada.

Es cierto que el núcleo de Vitality ha tenido temporadas fantásticas siendo novatos, pero es hora de que el equipo madure y demuestre que es uno de los mejores de Europa.

¿Podrá Vitality superar su mala racha? ¿Habrá algún equipo capaz de quitarle el trono a G2? ¡Contadnos vuestra opinión en los comentarios de abajo!